Tuesday, November 15, 2005

José Alejandro Peña. POETA INVITADO EN EL WRONG SIDE


MASTURBACIÓN EN LA MISA DE ADORACIÓN
A LA VIRGEN DE TIZA

El cielo se despide del cielo
y la nube atraviesa el camino
por debajo
el mundo se hace con las manos frías
de los muertos
en otro lugar
la vida
y otras cacerías de irreflexión
maduran
se pudren los minutos de mi viejo
reloj
masturba el cielo las cabezas de paja
que van quedando entre chubascos
de fiesta.


EL MATAMOSCA

Una camisa de fuerza muy debilitada
para estarse muy quieto bajo el
mata-mosca de Alejandro el Grande.
Si, Mrs. Parca
hay caballos de una sola pierna
que suelen correr cuatro veces más de lo que
un caballo de 6 piernas.
Pero nadie los ha visto este día.
Mañana le traeré algunos trozos de
Caridad con los que se puede hacer un caballo
de verdadera fortaleza.



LA NUEVA INQUISICION

La luna de este jueves
roja como el andamio de las pesadillas
en lo vago de las plazas que mi ojo
izquierdo podría desplazar
entre mi ojo derecho que oscila
como una pieza instantánea
80 ambigüedades cortan
el satélite
ennegrece de tanta blancura
y semejanza la luz misma.
¿A quién vender el cielo por un pedazo de
suelo sin labrar?
Un ojo se deshoja o se acalambra.
Un árbol se desliza por sus ramas
La lumbre es una sombra y no
unos pasos...
Un pájaro se pudre por el cielo.
Y es tan bello como una pelambre de mono
guillotinado por los viejos de la nueva
inquisición.

LA LUZ SI SANGRA O MUERE


La luz si sangra o muere
no termina en lo exangüe de sí misma
como el hombre.
Ah el hombre esa bestia domada...

Cada pisada engendra un destino de pájaro
o de selva.

Los ladridos del árbol se han secado
y se reduce a lágrima la sed.

No sé si es huella o tumba este delirio
de avanzar.
Ah las ciudades como un olvido
de luces arrancadas.



HOMENAJE A VALLEJO


...y para henchir mi vértebra, me toco.
C. Vallejo

¿Qué puede ya la luz sino cambiar sus botines viejos
por un cabecearse en la brisa?
¿Qué eternidad exterminada hunde su mano en mi pecho arácnido y volcánico?

Adiós Rilke purísimo volcado contra sí
adiós mi trago de Voltaire.
Adiós dice la nube Baudelaire.
Adiós también a ti huesudo niño atroz
me dice el viento.

Y la luna se convierte en llanto
y el llanto en llama impura
y la llama del árbol en ojillo cerrado.

¿Ves
qué tanto mi voz sube se altera
y fosforece en toda su sustancia
elemental?

Ven
toca este hueco en lo profundo.


AIME CESAIRE

Aimé Cesaire dejó en el aire
un tenue arrobamiento de laúd matinal
y se hizo un collar de brasas y de orejas
nocturnas símbolo del viaje inusitado
hacia una infancia de luces que devora
el regreso.
Y en las tardes oscuras arrancaba palabras del fondo
de su pecho rojizo como un súcubo
y las dejaba morir sobre la blanca arena estremecida.

Dijo casi a mi oído (sin que la sangre llevara al espejismo de la noche):

Deja que tus palabras terminen sofocadas
lleva una vida errante
de náufrago indeciso
y verás que no mienten
los tránsfugas ni el polvo.

Y yo todo una válvula cargada
de señales miré la claraboya
oscurecida.

¡Cuánto envejece un hombre
en un cerrar los ojos!

En la voz-escolopendra de los niños exangües
el hosco sol ondula
se disgrega la muerte como un laúd de tenuidad fingida.

Copyright © 2005 José Alejandro Peña

José Alejandro Peña, Poeta dominicano (Santo Domingo, 1964). Obtuvo en 1986 el Premio Nacional de Poesía con su libro El soñado desquite (Colección Orfeo, Biblioteca Nacional, 1986). Desde 1995 reside en Estados Unidos, donde fundó y dirige la revista bilingüe de poesía y las ediciones de libros El Salvaje Refinado. Ha traducido poemas de Wallace Stevens, Mark Strand, Ives Bonnefoy, Emily Dickinson, Allen Ginsberg y otros. Ha publicado los poemarios Iniciación final (1984), Pasar de sombra (1989), Estoy frente a ti, niña terrible (1994), Blasfemias de la flauta (edición bilingüe de Essential Icon Press, Nebraska, 1999), Tomorrow, the Paradise (versión inglesa, XLibris Corporation, Pennsylvania, 2001), El fantasma de Broadway Street y otros poemas (Ediciones El Salvaje Refinado, Estados Unidos, 2002) y Mañana, el Paraíso (Ediciones El Salvaje Refinado, Estados Unidos, 2002).

6 Comments:

Anonymous Al Bar Al Bar Dez said...

¡Ostias! qué puntazo el peña este.
Vaya camaradas que tienes.
Guardo, guardo, lo imprimo y leo con calma.
buscaré más por la red.
Mola.

7:24 PM  
Anonymous Elena Román said...

Daniel, te felicito por el blog, por los poetas que incluyes incluído tú -valga la redundancia- y de paso te felicito, no sé, por ejemplo por tu cumpleaños, sea cuando sea, ¡¡felicidades!!
Ánimo, bravo, hola.
G.

4:28 AM  
Blogger Daniel J. Montoly said...

Hola Alvaro!

Esta es una crasa semana acá, el frío casi cocinándonos las médulas y todo el mundo empacando para la festividades de Acción de Gracias. A José Alejandro Peña está considerado uno de los más brillantes poetas hispanoamericanos. Forma parte de la Generación de los ochenta de mi país (Republica Dominicana) y ha desarrollado una intensa labor como antólogo y editor. Sus trabajos gozan de profundidad, y se caracterizan por una visión plural de la literatura. Su obra poética como ensayística ha captado la atención de diversos círculos académicos lo que ha redundado en beneficio de la joven literatura latinoamericana. Su más reciente trabajo fue la publicación de la antología: LA PELUCA DELIRANTE. Una compilación crítica de los mejores textos de los poetas dominicanos pertenecientes a la generación de los ochentas. También es un incasable editor. Dirige la editorial EL SALVAJE REFINADO. Te anexo dos links donde puedes encontrar otros trabajos suyos.

www.elsalvajerefinado.org/ www.elsalvajerefinado.net/

Abrazos y me alegra que haya disfrutado con la poesía de José Alejandro Peña.

7:11 AM  
Blogger Daniel J. Montoly said...

Gelén, ¿Como estás? Bastante tiempo sin tener noticias tuyas. Un día escarbando en el Internet encontré tu enlace en una página argentina, pero no pude abrirlo. Pues que decirte, gracias, eres bienvenida al bote. Gracias por la felicitación, me llega y me la quedo para celebrarla en mi fiesta.

Abrazos. Y un placer poder volver a contactarte. Daniel

7:17 AM  
Anonymous Elena Román said...

Dani, la página hizo PUM (quizás me pasé con la dinamita). Proesías nació para morir. Desde entonces soy un ente -más- liberado.
Pero sigo leyendo.
Aunque no diga mucho, por aquí ando.
¡Un abrazo!

5:15 AM  
Blogger Daniel J. Montoly said...

Querida Gelén lamento mucho la explosión, ojalá que pronto arme otra granada literaria.
Este espacio está abierto a tus colaboraciones, y cuando quieras colgar sólo dame un clarinetazo, y será un tamaño gustazo tenerte entre los colaboradores.

Un abrazo. Daniel

10:22 AM  

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home

Creative Commons License
Esta obra es publicada bajo una licencia Creative Commons.